La alargada sombra de Paul Walker

Muchas son las incógnitas que ha dejado el adiós prematuro del actor de 40 años, protagonista de la saga “Fast & Furious”

Pocas muertes han sacudido Hollywood de la forma que lo ha hecho la de Paul Walker. La estela de su adiós ha sido alargada, un ídolo de adolescentes a los 40 años que se mató en lo suyo, corriendo por las calles de una gran ciudad y junto a un amigo tan adicto a la velocidad y a las cuatro ruedas como él. Quizá por eso hace días que el público y los medios andan escarbando en los motivos de su muerte, aparentes por haber quedado calcinado dentro de un Porsche Carrera GT, pero aún envueltos de misterio por las circunstancias en que ocurrió el accidente.

Pese a haber perdido la vida a plena luz del día y de forma estruendosa, Walker ha dejado muchas incógnitas en torno a su figura. Hay voces que apuntan a que pudo haber acabado con su existencia protagonizando una de esas carreras ilegales que han dado vida a la franquicia que lo encumbró, “Fast & Furious”, y otras que solo lo achacan al simple exceso de velocidad al que estaba más que acostumbrado. De hecho, el joven de Glendale, California, nacido el 12 de septiembre de 1973, declaró en una ocasión que llegó a alcanzar las 185 millas en autopista, toda una temeridad en una tierra en la que el límite son 65.

Son cuestiones, las de su misterioso accidente, que de momento investiga la policía de Los Angeles y que pueden tardar semanas en ver la luz. A falta de los exámenes toxicológicos que den una explicación más certera de lo ocurrido el sábado a las 3.30 de la tarde en la localidad de Valencia, se sabe que su fallecimiento se debió a la combinación de las quemaduras y de los varios traumatismos tras el impacto contra un árbol.

También se ha sabido que su final prematuro fue producto de una casualidad. De acuerdo al portal TMZ, Rodas no se habría llevado al actor a dar una vuelta con el Porsche Carrera GT si uno de los empleados de su tienda de automóviles hubiera sido capaz de meterlo en el garaje. Al parecer, el coche se le caló varias veces, por lo que Rodas decidió encargarse personalmente de la operación, despertando la curiosidad de su amigo, que nunca se había montado en ese modelo antes.

Es una cuestión candente, aunque quizá la inquietud mayor —o al menos la que más preocupa en los estudios Universal más allá del luto correspondiente— es la del rodaje del que fue el último trabajo del actor californiano, “Fast & online casino Furious 7”, una cinta en pleno proceso de producción y que ahora ha puesto el alto tras su muerte.

En principio se especuló en varios medios con la opción de contratar a alguien para sustituirlo y continuar con el rodaje, modificando el guión lo suficiente como para mantener la línea argumental sin grandes interrupciones. Pero después se llegó a la decisión de suspender todo el proyecto hasta nueva orden y pensar bien en qué va a pasar con la siguiente entrega de la franquicia más lucrativa de la historia de los estudios. Hasta la fecha, ya ha recaudado 2.400 millones de dólares en todo el mundo, a falta de que se estrene la séptima entrega, dirigida por James Wan, sin plan alguno de suspender la saga.

De acuerdo al comunicado del estudio, la filmación de la cinta ha quedado pospuesta “por un periodo de tiempo indeterminado hasta que podamos evaluar todo las opciones disponibles antes de seguir adelante con la franquicia”. Aunque visto lo visto, parece clara la alternativa de usar el material disponible de una de las estrellas en la cinta para atraer a una mayor cantidad de público. Walker era un hombre muy popular.

Como muestra, el evento previsto para el fin de semana en Los Angeles, donde la policía local esperaba una gran concentración de aficionados al motor y a las cintas de Walker, que han marcado una época para dos generaciones de espectadores.

Fue un despliegue emocional al calor de lo que ya ha estado circulando en la red, un vídeo que generó Universal a modo de homenaje para su estrella desaparecida. Con el tema “I’m Coming Home” de fondo, Walker es el eje de la grabación, una sucesión de escenas del californiano en las distintas entregas de la popular franquicia.

El previsible colofón será el estreno de su última película en 2014 ó 2015, de un homenaje póstumo que ha quedado detenido a la mitad del rodaje. No será fácil volver sin Walker.

Speak Your Mind

*

más información