404 La obsesión bíblica de Hollywood

La obsesión bíblica de Hollywood

El 2014 llegará cargado con temática religiosa, la nueva apuesta millonaria de los estudios después del éxito de la serie de televisión “The Bible” el año pasado

Con suerte será un año bendecido por los dioses, una temporada para que desde las altas bóvedas celestiales se escuchen las plegarias que cada año elevan los responsables de los estudios cuando llega la hora de pensar en la taquilla, en el vil metal, en esa sustancia que los mantiene vivos. Y qué mejor forma de honrar al altísimo que dedicándole el guión, o varios, en una temporada con un indudable sabor bíblico gracias a los diversos títulos que se estrenarán en cartelera.

Además de una apuesta por la fe cristiana, la tendencia no es más que el reflejo de una estadística contundente: la que dejó el año pasado la serie de televisión “The Bible”, estrenada por el History Channel y convertida en un repentino fenómeno de masas que ni los mismos responsables del canal podrían haber previsto. En total, 11 millones de espectadores de media siguieron los diez episodios, abriendo una veda en Hollywood que ahora se traducirá en varios títulos previstos con presupuestos de consideración detrás.

Empezando por “Noah”, la primera del año en estrenarse con temática bíblica, la historia del arca de Noé y las inundaciones que justificaron su existencia. La cinta de Paramount lleva la firma de Darren Aronofsky, un director que quiso primero a Christian Bale como protagonista y después a Michael Fassbender, pero que se tuvo que conformar con el australiano Russell Crowe para el puesto.

Es una historia ya conocida, aunque con la carga de la tecnología actual presente y una visión un tanto apocalíptica del mundo, con un presupuesto millonario y un reparto de consideración para hacerla más llamativa si cabe. Además de Crowe, la cinta cuenta con Jennifer Connelly en el papel de Naama, la mujer de Noé, y con Anthony Hopkins en el rol de Matusalén, además de Emma Watson como hija adoptiva del responsable del arca y la salvación de las especies animales.

Pese a ser una historia popular, no llegará exenta de polémica. Las primeras proyecciones para público religioso en Arizona resultaron hasta cierto punto negativas debido a la visión que Aronofsky ofrece del célebre personaje, un hombre por el que dice que tuvo fascinación desde pequeño y nbso online casino reviews que siempre quiso llevar a la gran pantalla, incluso antes de triunfar con su “Cisne negro”. El problema, parece, es que el director presenta a Noé como un visionario, un profeta que ya vio venir el fenómeno del calentamiento global en su época, algo que no sentó demasiado bien entre los conservadores que niegan el efecto del hombre en el presunto cambio climático del planeta.

Esos problemas provocaron tensiones entre Paramount y Aronofsky. Por un lado están los 125 millones de dólares de presupuesto que la película tendrá que superar en taquilla, y por otro la cara irreverente del realizador neoyorquino de 44 años, reacio desde un principio a modificar el contenido de la cinta para hacerla más comercial. Asimismo, tendrán que lidiar con la figura de Crowe, un hombre antipático para la huestes republicanas en Estados Unidos por haber dicho aquello de que el actual presidente de Estados Unidos, Barack Obama, representa la luz para él. Podría ser una losa en taquilla en ese sentido.

Después será el turno de “Exodus”, con otro director de caracter detrás como Ridley Scott. Además de tener el atractivo —al menos para el público español— de haberse rodado en parte en Canarias y Almería, tiene como principal reclamo a uno de los actores de más fuste del momento, un Christian Bale en el papel de Moisés y el relato de cómo libró a los israelíes de la esclavitud en el antiguo Egipto.

También con pretensiones de convertirse en todo un taquillazo llega la historia de la madre de Jesús, “Mary Mother of Christ”, con la actriz de origen israelí Odeya Rush como protagonista, en un filme de Lionsgate con mucha carga épica y emocional aunque con menos sabor a Hollywood que las anteriores, sin las estrellas ni el mismo presupuesto.

Además de las ya existentes, se sabe que el oscarizado Ang Lee será el encargado de dirigir otro relato sobre Moisés y sus hazañas, “Gods and Kings”, una historia con cierto sabor a “Braveheart”, pero adaptada a los tiempos bíblicos que corren.

También se está hablando de la opción de que Will Smith tenga un papel protagonista en una versión sobre el conflicto entre Caín y Abel y que Brad Pitt acepte el papel de Poncio Pilatos. La Biblia vive en Hollywood.

Speak Your Mind

*

más información