Usain Bolt, el imbatible rayo de Jamaica

Usain Bolt, el imbatibleEl velocista Usain Bolt volvió a demostrar en el Mundial de Atletismo de Beijing por qué sigue siendo el hombre más veloz del mundo

Acaba de cumplir 29 años y no hay quien lo detenga. Usain Bolt es sin duda el hombre más veloz del mundo. Un rayo en la pista que volvió a demostrar su escalofriante sprint en el Mundial de Atletismo de Beijing luego de ganar los 100 y los 200 metros planos.

El gigante jamaicano cuenta con un talento natural impresionante, tanto, que cuando saltó a la fama mundial en los Juegos Olímpicos del 2008, también en Beijing, confesó que le entraba duro a la comida chatarra y a otras aficiones nada recomendables para los atletas de alto rendimiento. Aún así, impuso tres marcas mundiales logrando el triplete con medallas de oro en 100, 200 y 400 metros, la última con relevos.

El velocista ha cambiado poco, pero él mismo asegura que para retirarse como el más grande y con más marcas en su historial, ha dejado algunos vicios alimenticios para ponerle más verduras a su dieta. En una entrevista con CNN dijo que está acostumbrado a dormir poco. “No dormir es mi mayor debilidad. Me quedo despierto hasta tarde viendo películas o jugando videojuegos”, señaló.

Su estilo de vida no le pasó factura en Londres 2012. Volvió a adueñarse de la pista para colgarse otras tres medallas áureas en las mismas modalidades de cuatro años antes. Nadie le ha hecho sombra desde entonces. Y Según la estrella de la velocidad, será en la capital de Inglaterra cuando diga adiós a las competencias luego de participar en el Campeonato Mundial del 2017.

Regresando a Beijing, Bolt superó al más rápido de Estados Unidos, Justin Gatlin, en las dos pruebas principales. El norteamericano se había convertido en un serio aspirante para derrocar al jamaicano, y a pesar de que en la prueba de los 100 metros Bolt ganó por una centésima de segundo, en los 200 metros el “Rayo” lo destrozó. Gatlin no le vio ni el polvo. El único que lo pudo detener fue un camarógrafo que lo tiró después de que éste perdiera el control de un aparato de dos ruedas en el que se transportaba.

Ahora, Usain tiene la mira puesta en los Juegos Olímpicos de Río de Janeiro el año que viene. Con un clima similar a su querida Jamaica, con el calor de la gente, con la música brasileña y con el aroma de la playa, Bolt buscará hacer historia. Su objetivo es lograr un triple triple; o sea, volver a ganar las tres pruebas principales de velocidad y agregarlas a lo conseguido en Beijing y Londres. Si nada extraordinario se atraviesa, nadie duda que lo pueda hacer. “Necesito estar en mi mejor forma cuando vaya a Río”, declaró.

Parece que conforme pasa el tiempo, Bolt se toma las cosas más en serio. Sabe que el paso de los años puede pasarle factura, por eso se está enfocando en comer más sanamente, en salir menos por las noches, en dormir más y en entrenar más duro. Después de todo, no deja de ser simplemente un ser humano, aunque en la pista parece que se convierte en una máquina de correr, en un relámpago caído del Olimpo, en un superdotado.

Speak Your Mind

*

más información